Para lograr darle la sensación de frescura de primavera a tu salón debes tomar en cuenta varias cosas que debes cambiar. Por lo menos debes hacer un cambio en los textiles, el tipo de telas y sobre todo los colores. Toma en cuenta principalmente los cojines, alfombras, cortinas y todo lo que tenga telas en tu salón. Ahora, si quieres hacer un cambio más profundo y que sea más duradero, puedes tapizar tus sofás o si no quieres hacerlo tan radical puedes crearles fundas con los colores que quieras.

Esos son los principales puntos por los que debes comenzar los cambios. Recuerda, que siempre para lograr un efecto fresco debes utilizar colores claros y neutros, pero también puedes colocar un elemento de color fuerte o pastel, como un sofá verde, mostaza o azul claro. De resto combínalo con tonos suaves. Mantén siempre las ventanas abiertas para que entre toda la iluminación natural.

Mira estos increíbles diseños de salones frescos.

Los cojines son claves

Como podemos ver en esta imagen, tenemos un gran sofá esquinero, el cual tiene un tapizado en color muy fuerte. Pero se ha convertido en un salón muy fresco e iluminado, gracias a que se han colocado unos cojines con colores muy claros y frescos. Se han utilizado colores neutros y tonos pastel. Además de ello, abre el ventanal que dé hacia el jardín para que entre toda la naturaleza.

Une diversos estilos en un mismo espacio

Observa lo espectacular y atrevido que se ven estos estilos diferentes combinados en un mismo salón. Es un estilo completamente particular y personal. Los diseños muy modernos como la mesa de centro, lo vintage de los muebles de madera como el armario y la mesa auxiliar en la pared. Más el estilo de los muebles, la gran alfombra de fibras naturales y sin duda alguna los estampados florales de los cojines con colores neutros que le dan el toque perfecto.

Verde claro para respirar frescura

Como ya te hemos enseñado en artículos anteriores, los colores son una parte fundamental para delimitar espacios y para generar diferentes sensaciones que quieras en tu casa. Son perfectos para cambiar por completo el look. Sin duda alguna este color verde manzana claro ha refrescado por completo el ambiente. Vemos que es un espacio abierto de salón comedor, que lo hace ver muy amplio, fresco e iluminado.

Muchas flores y mucho verde

Lleva a tu salón todo el poder del verde de la naturaleza. Para este estilo no tienes que escatimar en cantidad de estampados florales. Lo que debes es saber cómo distribuirlos por todo el salón para que se vea de forma equilibrada y no recargue el lugar. Coloca en los cojines textiles que sean con estampados florales grandes. Una alfombra verde que nos haga imaginar grama, decora tus paredes con cuadros o litografías muy grandes que sean de flores y por último, coloca muchas plantas en las mesas y esquinas del salón.

Madera delicada, clara y fresca

Nada más al ver esta imagen vemos un salón completamente fresco, natural y ligero en el que provoca quedarse mucho tiempo. Vemos cómo los muebles grandes son de colores tan claros como el blanco y el beige claro. Con cojines de colores igualmente neutros. Las sillas adicionales, más las mesitas y bancos, son hechos de madera muy clara. También vemos muchas plantas, lo cual hace del lugar un estilo muy fresco y natural.

Crea un hermoso salón lleno de primavera

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *